Benitachell - Nuestro Entorno

 

Historia del Poble Nou de Benitachell

Desde el paleolítico ha habido pobladores en esta localidad. Ya en la antigüedad apreciaban las tierras fértiles, las aguas subterráneas y elevaciones desde donde controlar el territorio y admirar su belleza. Hay restos arqueológicos de la edad de bronce y de la época ibérica. En época romana se producía vino, y la cultura árabe nos lega el nombre del municipio, recogido como Benitagell. Las cinco estrellas del escudo actual de Benitachell (Benitatxell) indican su anterior pertenencia al marquesado de Denia, hasta finales del siglo XVII, cuando se distingue el pueblo antiguo, ya destruido, del pueblo nuevo, conocido desde entonces como Pueblo Nuevo de Benitachell (Poble Nou de Benitachell). También durante el siglo XVII se asientan comunidades cristianas procedentes de las islas Baleares y Cataluña. La Iglesia dedicada a Santa María Magdalena data de 1710, y el edificio remodelado todavía corona la parte más alta del núcleo urbano, al igual que en poblaciones próximas como Altea.

Cala del Moraig

A tan solo 5 minutos de Flamingo Hills se encuentra una de las más bellas calas de la zona. Cuenta con todas las comodidades: bar, sombrillas y tumbonas, socorrista y enfermería, parking, balizas de protección, acceso adaptado para personas con movilidad reducida y WC. La cala del Moraig es un paraíso para amantes del snorkelling y submarinismo y tiene rutas de senderismo para todos los niveles. A pie de playa está la fascinante cueva del Moraig, formación geológica accesible a pie.Un pequeño paraíso para relajarse y disfrutar de la naturaleza.

Cala dels Testos

Es idílica esta pequeña playa de piedra rodeada de acantilados, indicada solo para personas intrépidas. Se llega a través del sendero la "ruta dels Testos", por lo que el acceso a esta cala entraña un poco de dificultad. La recompensa es ver un lugar increíble de la Costa Blanca. Rodeadas de tranquilidad, las aguas transparentes son perfectas para bañarse y bucear.

Cala Llebeig

La preciosa cala Llebeig se encuentra justo entre Benitachell y Moraira. El acceso es a pie, a través de un camino conocido como la "ruta de los acantilados". La cala está rodeada de casitas que en el pasado sirvieron como refugio a pescadores y a los guardas que evitaban el contrabando. Un elemento peculiar son las pesqueras, unas estructuras de cañas colgadas de los acantilados desde donde antiguamente se pescaba. Hoy en día Llebeig es un lugar perfecto para escapar del turismo masivo y olvidar el mundanal ruido.

Moraira

Es la población más cercana a Benitachell, a10 minutos en coche de Flamingo Hills. Moraira es una pequeña villa marinera que ofrece tiendas, playas de arena y una gran variedad de los mejores restaurantes de cocina mediterránea con producto fresco. El torreón frente al mar nos recuerda que los antiguos aldeanos corrían el riesgo de ser atacados por piratas. Ahora es el sitio indicado para compartir una paella junto al mar.

Macizo del Montgó

La costa alicantina, entre las poblaciones de Denia y Jávea (Xàbia), está bordeada por una espectacular sucesión de acantilados y calas con pequeñas playas de gravas y cantos. Este macizo calizo coronado por la cumbre del Montgó es un Parque Natural de la Comunidad Valenciana. Las 7.500 hectáreas de naturaleza agreste protegen la conectividad geoecológica. Distintas rutas de ascenso por los 750 metros de altura del Montgó permiten planear excursiones que atraviesan paisajes pedrizos, cultivos, pinares, y carrascales. Desde la cima se llega a ver la isla de Ibiza.
 
 
 
 
 
Español